9 abr. 2008

TIPS PARA DECIR Y PENSAR

TIPS PARA DECIR Y PENSAR CUANDO TE CUENTAN ALGO
QUE NO TE INTERESA (O NO TE IMPORTA O TE DA IGUAL)


Este estudio separa en varios términos las expresiones que pueden utilizarse respecto de lo que un tercero te comenta. Entre los factores preponderantes e incidentes se encuentran: según como fue tu día, tu predisposición para escuchar, el tema en cuestión, la persona que lo refiere y la cantidad de tiempo que le lleva contarte eso que solo a él le interesa que vos sepas de una parte de su vida.
La primera expresión es la que emitimos hacia fuera, la detallada entre paréntesis es la que podemos pensar. Seguí esta guía útil y que te hablen de fisión en frío en medio de un casamiento o de la vida de Martita la del 2º-B si quieren, que nada va a cambiar.

Ahá: Equivale a “¡Uy! Mira vos, como son las cosas” hasta “si eso mismo decía yo” (¡Uy! Que plomazo!) Si este pensamiento aparece a los tres segundos, tu día no fue bueno, no tenes ganas de escuchar o la persona que te refiriere la información es un cero a la izquierda para vos. (¡Dios! ¿Y ahora qué?... hace media hora que me está contando no sé que… de no sé quien… que hizo vaya a saber uno) este pensamiento hace su aparición cuando el tema se extiende más de quince… minutos. (¡Laralaraláaaaa laralá laralará!) la musiquita de espera te permite prescindir de lo que se sea que está entrando por tus oídos. Cada tanto esbozas el “Ahá” y listo. Si el tema es demasiado aburrido desde el inicio, se repite cada quince segundos.

Mhm: Tiene equivalencias negativas, afirmativas, disyuntivas e interrogativas, según el tono de vos y gesto de compañía. No es lo mismo “¿Mhm?” que “¡MHM!”. (Otra vez este plomazo….) Si la persona te está repitiendo la misma anécdota que te contó la semana pasada dónde perdió a su gato y le robaron la cartera, o viceversa. (¿No era que su prima era la que había escapado con el camionero y no se hermana?) si este pensamiento surge alrededor de los veinte minutos esboza gesto de admiración, hay gente que suele cambiar detalles importantes de lo que ya te contó doce veces, para darle más interés. Usa el Mhm disyuntivo que es entrecerrando la boca hacia la izq.¡pierda como queriendo silbar, pero sin silbar (No te escucho… no te escucho… no te escucho) obviamente porque no lo queres escuchar.

¿Si? ¡No me digas! O ¡Qué mal!¡Qué bueno! Estos signos de expresión equivalen a “te estoy escuchando me re interesa que la sobrina del primo de tu vecino halla conseguido ese papel en la obra de teatro de la escuela de su hermanita o algo así” (¡Qué joraca me inporta! Hoy fue el peor día de mi vida…) Si no tuviste un buen día… o tu día fue bueno comparado con los anteriores que fueron infernales. (Mira vos) acompañado de un gesto de aprobación si el locutor del mensaje tiene cara de moler chorizos un domingo a las tres de la mañana o de que te cuenta algo bueno y (¡Uhhh! que me estará diciendo este gil?) acompañado de un movimiento de negación, como cuando decís no sin hablar, si vez que tiene cara de de día de la madre un tres de febrero o de todo mal. Este último también funciona si la persona quiere creer que de verdad nos interesa el tema referido.

¡Uhhh, qué bajón! ¿Ah si?
Sus equivalentes van de “¡Oh qué mal momento, qué dolor qué atroz qué pena!” a “Desastre mal… Ah re-que te iba mal” pasando por “Así es la vida” (Grrrrrr me quiero ir a casa) este pensamiento acompañado de un gesto de desenfado y los brazos cruzados significa que tenes poco interés de escuchar lo mal que le va a este pobre ser humano. (¡Ahí vamos de nuevo!) Te interesa su situación pero es la cuarta vez que habla de su traumática separación, de su accidente en caballo y de cómo su equipo perdió por goleada el domingo. (¡Zzzzzzzzzzzzzz!) La conversación se extendió tres horas veintitrés minutos y doce segundos, claro está vos dejaste de entender y escuchar a los cinco minutos, estabas cansado.

¡Qué hijodep…!
Equivale a “¡Qué grande! te compraste …!” lo que sea que te este mostrando a “¡Uh qué bueno! pudiste…” lo que sea que haya conseguido. (¡¡¡“#**##**!!!) Este pensamiento se emplea cuando vos querías algo similar o compró exactamente lo que vos tenes puesto. (¡¡¡“#**##**!!!) Este fraseomental es utilizado cuando se te hace tarde para ir a buscar a los niños, tu mujer te envió tres mensajes de texto y quien te cuenta su hazaña no termina más. (¡Vaya vaya!) se puede emplear como comodín para evitar decirle barbaridades antes de salir corriendo desvastado por la cantidad de datos útiles que te ha transferido de su bagaje cultural y que vos no entendes, no te intresan y no te importan.

¡Hasta el próximo TIPS PARA DECIR Y PENSAR!

13 comentarios:

claudia dijo...

Ajá, puede ser una versión modificada de Ahá. Ajm...es buena también. Seee...¬¬ es otra, más msn...Dios, ahora que lo pienso...cada vez uso más estas muletillas...¿donde han quedado los relatos interesantes?

Mona Loca dijo...

Otra: repetir la ultima palabra del que te cuenta. Es imporante decir con el tono apropiado, eso sí.
Ej:

Él: mñsmñsmñsmñscon mi tia.
Ud: Con tu tía?
Él: Claro, porquemñsmñsmñsmñsmñs, no puede ser!
Ud:No puede ser!
Él: Nocierto? mñsmñsmñsmñsmñsmñsmñsno va mas!
Ud:Y...no.


vio que facil?

Tina dijo...

Asentir con la cabeza, labios aprietaditos simulando una pseudo sonrisa mezcla con cara de preocupación y mientras tanto pensás en cosas trascendentales para tu vida como "qué hago para comer, dónde estará el control remoto, cuándo era el turno con el doc o cuando vaya al super tengo que comprar Bayley's que me queda poco"
=)

El Profe dijo...

Claudia: ¡Bienvenida! gracias por la indagación, en estas otras expresiones alternativas. Las verdad los relatos interesantes ya se han desgastado o tenemos que empezar a recorrer otros circulos de conversación. :D

Mona: ¡Esa es perfecta! y muy fácil de aplicar... ¡Genial!. La uso particularmente cuando estpy cansado de escuchar los mismo. :)

Tina: ¡JA! ¡Qué gestito! la verdad a veces nuestras propias preocupaciones nos pueden más, sobre todo tratándose de comida, control remoto y comprar Bayley's ;)

tiacosas dijo...

Es increíble como uso el ahá y el "claro". Es increíble la manía de la gente por contar cosas que a uno no le interesan...

(ya sé lo que me van a contestar: ajá :P)

El Profe dijo...

Tiacosas: me extraña, en realidad le iba a decir "¡Mhm!" XD... pero lo que me decis si me interesa leerlo :) ¡Un Saludote!

Chap! dijo...

Mi técnica es el "ah mirá" que denota un leve interés sobre el tema más insignificante.

El Profe dijo...

Chap: lo peor es que cuando alguien te lo dice, por lo menos a mi me sucede, pensás "este, no me esta escuchando un carajo"...
Un Abrazo.

Mona Loca dijo...

Profe, peor si en vez de pensar ¡se lo decís! ( como yo, uqe soy mala gente)
Cuando pesco la divagación, paro el relato e interpelo: Perdón, ¿vos me estas escuchando?
Y si tengo suficiente confianza ( ej, con el marido) "Aver, qué te acabo de decir?"

Y ahi chau! se terminó la falta de atención porqeu nos enzarzamos en una discusión no precisamente filosófica.

El Profe dijo...

Mona: esa frase la digo casi siempre ""A ver, qué te dije?". Tiene razón Mona la solución a veces es la más simple. ;D

Apalabrada dijo...

Uy la mona y yo tuvimos el mismo marido

Rapote dijo...

Nunca pude apelar a estos artilugios dialécticos.

Cada vez que alguien me habla y no me interesa lo que me dice, se me nota rápidamente la cara de embole; que acompaño de silencio sepulcral, mirada fija en un punto y, a veces, bostezos.

Voy a tener que practicar porque en el trabajo me trae mas de una complicación...

Saludos,
Rapote

El Profe dijo...

Apa: descuide el secreto muere conmigo, ¡Soy una tumba!

Rapote: me pasaba algo similar en el trabajo por eso empecé a utilizar estos bien llamados por usted "artilugios dialécticos"... ahora todo es alegría en el trabajo :D o al menos lo parece.

¡Saludos!